Confesó descuartizamiento de su hijo

El padre del joven cuyo cuerpo fue hallado descuartizado al interior de una saco de yute, en la zona Bautista Saavedra de El Alto, confesó haber cometido el delito debido a las constantes amenazas y la grave discusión que sostuvieron el pasado domingo en su domicilio, cuando el joven de 21 años estaba consumiendo bebidas al interior de su domicilio, informó el fiscal Sergio Bustillos.

El lunes por la mañana, en medio de la basura acumulada en una de las esquinas de esa zona, los vecinos se percataron de que de un saco de yute azul brotaba sangre y en su interior descubrieron el cuerpo desmembrado de un varón.

La víctima fue identificada por los vecinos como Raúl Franco Quispe y procedieron a informar al padre Abraham Quispe, quien se presentó y ha reconocido los restos de su primogénito.

El director regional de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de El Alto, coronel Jaldibeck Escobar, informó que en una primera instancia el padre de la víctima proporcionó datos falsos, como el hecho de que el hijo estaba desaparecido desde la pasada semana y que tenía antecedentes por el delito de violación.

Una vez iniciadas las investigaciones, efectivos de la Felcc verificaron que en el domicilio donde vivía el joven, su padre y la concubina de este existía ropa ensangrentada y una carretilla que también presentaba manchas parduzcas.

El informe policial señala que el domingo la víctima estaba bebiendo en su casa con un amigo, situación que causó molestia y el rechazo del progenitor, generándose una discusión que derivó en agresiones.

El padre afirma que usó un cuchillo para defenderse, pero los reportes dan cuenta que el arma también fue para cortar la cabeza del hijo.

Una vez consumado el delito, de acuerdo a la versión policial, en horas de la madrugada del lunes, el progenitor colocó los restos de su hijo en el saco de yute y utilizando la carretilla lo llevó al basural, donde lo abandonó.

El fiscal Bustillos informó que luego de colectados los indicios se procedió a la aprehensión del padre y la posterior imputación en contra suya por el delito de asesinato.

"El señor refiere que estaba asediado por la víctima, quien resulta ser su hijo y que el día que ocurrió el hecho, el domingo 29 de octubre, el hijo llegó en estado de ebriedad y se creó una discusión con el padre, producto de esta y de las amenazas que sufrió, procedió a cometer el ilícito”, detalló Bustillos.

Por otro lado, el fiscal desmintió que el joven haya tenido antecedentes por delito de violación, “ninguno de los dos tenía antecedentes”, aseveró.

De manera extraoficial, se conoció que la concubina también tuvo conocimiento del hecho, pero el fiscal Bustillos señaló que la investigación está abierta y aún debe tomarse declaraciones a los familiares.

En la tarde de ayer no se conocía aún la hora de la audiencia de medidas cautelares del padre, pero el fiscal adelantó que se pidió su detención preventiva en el penal de San Pedro.


---------*---------
Scroll to Top