Drillmec se adjudicó contrato con YPFB con observaciones

     La empresa italiana Drillmec, se adjudicó el contrato para la venta de tres taladros por $us 148 millones con Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), a pesar de haber cometido más de 10 vicios de nulidad en el proceso de contratación, según detalla el informe de la Unidad de Transparencia del Ministerio de Hidrocarburos. Utilizó cuatro nombres distintos y costeó el viaje de dos funcionarios, antes de concretar el negocio.

El informe hecho público por el senador Óscar Ortiz (UD) en su calidad de denunciante señala que el proceso denominado "Adquisición de tres equipos de perforación" está plagado de vicios de nulidad y actos poco transparentes. Hasta la fecha, 15 funcionarios de YPFB y un particular fueron denunciados ante la Fiscalía por cometer presuntas irregularidades en el proceso de contratación.

La primera convocatoria para la adquisición de los tres taladros contempló como precio referencial el monto de $us 117,7 millones, establecido en el Documento Base de Contratación (DBC), pero fue declarada desierta porque las empresas en carrera no cumplieron con las especificaciones técnicas. Sin embargo la segunda convocatoria subió el precio referencial a $us 165,4 millones a pesar de haber eliminado ítems por más de $us 12 millones contemplados en la primera versión.

El resultado de la adjudicación concluyó con la adjudicación a la empresa Drillmec SPA y YPFB, habiéndose firmado el contrato el 7 de diciembre de 2016 por un valor de $us 148,8 millones.

Mediante resolución del directorio de YPFB, 47/2016, se autorizó el proceso de contratación de referencia y en su artículo segundo indica: "El presidente ejecutivo de YPFB queda encargado de la ejecución y cumplimiento de la presente resolución, en el marco de la normativa vigente".

Guillermo Achá designó al gerente de Perforaciones, David Pérez, como el líder del equipo para trabajar en el proyecto de adquisición de los tres equipos, quien a su vez designó al director de Operaciones, José Marco Rejas, y a Bigmark Serrano, como evaluadores del proceso.

VICIOS DE NULIDAD

Entre las observaciones legales y administrativas a la propuesta de la empresa adjudicada Drillmec SPA, se cita la falta de presentación e inexistencia del documento de constitución por parte de la italiana. El DBC establecía como requisito la escritura pública de constitución de la empresa o su equivalente en el país de origen, lo cual fue modificado mediante enmienda número tres a "fotocopia simple" del documento.

Las observaciones de Transparencia no sólo se centran en la falta del documento de constitución de la empresa, sino también en el uso de cuatro nombres distintos que utilizó la compañía, como: Drillmec SPA, Drillmec Inc, Drillmec Drilling Technología y Drillmec Inc Drilling Technologies, lo cual ha generado "incertidumbre y confusión porque no existe el documento de constitución de la empresa en el proceso, razón por la que no se tiene certeza quién o cuál de las empresas ha presentado la propuesta".

Según el informe, el Comité de Licitación tenía la obligación de evaluar los documentos del proponente y exigir que el mandato sea expreso, especial y suficiente, acorde a lo exigido por el Código Civil. "Ante un eventual incumplimiento, la empresa puede argumentar que no facultó a dicha persona más allá de lo que dispone el poder otorgado de manera de eludir o evadir cualquier acción de reclamación de la entidad contratante", se observa.

El Diario.


---------*---------
Scroll to Top