Gobernadores implementan medidas paliativas para contrarrestar la falta de agua en el país

   Los gobernadores de los departamentos del país implementan medidas paliativas para contrarrestar el desabastecimiento de agua, que se vive en la actualidad, a consecuencia de la falta de lluvias y el cambio climático.

    El gobernador de La Paz, Félix Patzi, dijo: "Son seis acciones que estamos coordinando en el tema del agua".

    El lunes, el Gobierno declaró emergencia nacional a raíz de la sequía y la falta de agua, medida que permitirá movilizar recursos económicos de alcaldías, gobernaciones y del Ejecutivo para superar la crisis que afecta a varias regiones del país.

    En ese marco, Patzi agregó que la Gobernación conforme del decreto comprará dos perforadoras pequeñas de pozo, uno exclusivo para El Alto y el otro para La Paz.

    Dijo que también se replegará tres cisternas de agua de las provincias, tres volquetas y tres tanques para dotar de agua a los centros de salud y otros 18 para los hospitales de la ciudad de La Paz.

    Señaló que la vigilancia epidemiológica será constante para lo que se formó un equipo entre el Ministerio de Salud, el Servicio Departamental de Salud y la Alcaldía de El Alto.

    Por su parte el gobernador de Cochabamba, Iván Canelas, dijo que en su región se sigue con el proyecto de la represa de Misicuni, que tiene 120 metros de profundidad y en la que se está acumulando agua.

    "Vamos a acumular agua hasta abril o mayo del próximo año para aumentar el caudal de distribución de agua a la población", sostuvo.

    Añadió que al margen de ese proyecto hay otras propuestas complementarias en las que se encuentra el proyecto del Vueltadero que puede incrementar el agua a 2 mil litros por segundo, no sólo para Cochabamba sino para el Valle Alto.

    El gobernador de Chuquisaca, Esteban Urquizo, dijo que a convocatoria del presidente Evo Morales ante la problemática del agua se presentó el proyecto Cachimayo, que había sido aprobado años atrás y dijo que debe ser actualizado para garantizar agua para el consumo humano.

    Oruro, dijo por su lado el gobernador Víctor Hugo Vásquez toma acciones preventivas que tienen que ver con la dotación de forraje, alimento balanceado, dotación de agua por cisterna para animales, tanques de agua, perforación de pozos y la limpieza de bebederos para animales, debido a que esa región sufrió con la fuerte sequía.

    "Hay que seguir trabajando porque hasta la fecha las pérdidas ascienden en quinua en un 53 por ciento, es decir, que de la siembra en superficie que esta entre 65 a 70 mil hectáreas, a la fecha se han perdido cerca de 40 mil hectáreas y en cuanto a ganado camélido muerto esto equivale cerca del uno por ciento, hablamos de cercad de 1,3 millones de ganado camélido entre alpacas y llamas", detalló.

    Asimismo, dijo que para este trabajo hasta la fecha se invirtió cerca de 30 millones de bolivianos, y dijo que sin embargo según el decreto emitido se seguirá aumentando la inversión en la medida que sea necesaria.

    Por último, el gobernador de Tarija, Adrián Oliva, dijo que esa región trabaja sobre la base del decreto, y convocó a las autoridades del gobierno a trabajar de forma proactiva para dotar de agua a esa región.
cta/ma                         ABI

 


---------*---------
Scroll to Top