Observan procedimientos en operativo de Hospital Obrero

 

Mónica Ramírez, abogada de una de las principales sospechosas en el caso abierto por desvío de insumos en el Servicio de Patología del Hospital Obrero, anunció la presentación de incidentes por malos procedimientos en el operativo que se realizó en esa institución el 31 de octubre.

Martha Calderón, cliente de Ramírez y exjefe del Servicio de Patología, es sindicada de realizar, en complicidad de otros funcionarios y superiores, análisis de pacientes que no eran asegurados de la Caja Nacional de Seguros (CNS).

El miércoles, en audiencia de apelación, Ramírez logró desvirtuar el riesgo procesal relacionado a una supuesta reticencia a una primera investigación y de acuerdo con el análisis jurídico, la doctora Calderón podría lograr una medida sustitutiva, para salir de la cárcel y defenderse en libertad.

La resolución, emitida por la Sala Penal Tercera, también benefició a las técnicas de laboratorio Kathusia Alfaro y Virginia Apaza.

Al mismo tiempo, la jurista explicó que se ha constatado vulneraciones contra los derechos de las ahora imputadas.

Ramírez detalla que una de las vulneraciones en contra del personal médico es la que efectivos de Policía cometieron por registrar, sin orden judicial, los celulares de la médico Calderón y la técnica Alfaro.

En la imputación, la Fiscalía resalta como uno de los indicios que prueba el delito que se halló en los celulares de ambas, en conversaciones de WhatsApp.

“Asimismo, en el celular de la señora Alfaro se encontraron mensajes de WhatsApp con la doctora Calderón en los que se evidencia que ambas funcionarias trabajaban en clínicas particulares, asimismo manifiesta que en su domicilio, ubicado en la calle G. Nº XXX de la zona Miraflores, se realizaban análisis de muestras particulares”, señala parte de la relación de hechos a la que tuvo acceso EL DIARIO.

El hallazgo de estas conversaciones, vía WhatsApp, derivaron en el allanamiento del domicilio de Alfaro, donde se encotraron insumos que se presumen eran del Hospital Obrero.

Es la revisión “ilegal” de esos mensajes lo que observa la abogada Ramírez, por lo que anunció acciones jurídicas, “para demostrar todas estas vulneraciones. Asímismo, se ha establecido el elemento de exclusiones probatorias, por cuanto se han encontrado estos WhatsApp, sin ninguna orden judicial en la requisa de la colección de ciertos celulares de los médicos que han sido utilizados en su contra, de forma ilegal (…); todas estas vulneraciones van a ser denunciadas ante el juez contralor de garantías”, afirmó Ramírez a este medio.

 

You voted 'Gusto'.

---------*---------
Scroll to Top