Persisten deficiencias en suministro de agua

  Las organizaciones cívicas y vecinales paceñas realizarán hoy una movilización, cuya concentración será en la céntrica Plaza de San Francisco, a partir de las 16.00 horas, toda vez que a pesar de los ajustes a la planificación e implementación del equipo logístico para el suministro de agua potable en la ciudad de La Paz, no se logra controlar la situación de desabastecimiento de agua potable.

A tres semanas del plan de racionamiento de agua potable, el número de zonas afectadas se incrementa y a la par la demanda por el líquido elemento, ante tal situación, surge la especulación con la venta de agua de vertientes en carros cisternas particulares.

TENSIÓN Y MALESTAR

La situación está tensionando los ánimos y cada vez se producen ya clamores de atención a la línea telefónica de reclamos, habilitada por el Gobierno, sin que se tenga respuesta, según denunció ayer la presidenta de la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) La Paz, Edith Montenegro.

“Nos hemos visto sin agua, no se cumple ningún cronograma de los que se anuncia. Por otra parte, no existe ningún control para evitar el abuso de algunos especuladores que abusan”, señaló la dirigente vecinal, al referir casos de venta de 1.000 litros a un costo de Bs 100, incluso sometiendo esa venta a los que tienen recursos económicos y pueden pagar más, mientras que las zonas altas menos protegidas llevan semanas sin agua”, protestó.

De acuerdo con lo anunciado, la movilización cívica exigirá se paralicen las construcciones innecesarias en este momento, como los edificios para la burocracia gubernamental y esos recursos sean dispuestos para superar la crisis, además de la renuncia de las ministras de Medio Ambiente y Agua, Alexandra Moreira, así como de la ministra de Salud, Ariana Campero, quien no habría cumplido con su deber de precautelar la salud pública.

INTERVENCIÓN CUESTIONADA

Por su parte, el presidente del Comité Cívico Pro La Paz, Clemente Gutiérrez, cuestionó la administración de la proveedora de aguas intervenida, en cuya opinión las investigaciones que debiera efectuar la Contraloría General del Estado deben investigar la actuación de la ministra de Medio Ambiente y Agua, Alexandra Moreira, pero también la gestión municipal.

“Nosotros evaluamos pésimamente la gestión de la Ministra de Aguas, pero también a las autoridades de la Gobernación y del municipio, porque no han podido cumplir con la ciudadanía en una emergencia de tanta trascendencia para los hogares. No ha habido una buena forma de trabajar y de transparentar el tema del agua”, afirmó.

En este contexto, el Comité Cívico Pro La Paz anunció que se apoyará a todas las movilizaciones que sean en beneficio de la ciudadanía paceña, por lo que participarán activamente de todas las movilizaciones, convocadas por las Fejuves, “porque nuestro derecho al agua tenemos que defender”, remarcó.

El Diario.


---------*---------
Scroll to Top