Productores hablan de millonaria pérdida

El de la Asociación de Porcicultores, Javier Urenda, calificó de adverso para el sector el año que concluye por las pérdidas económicas incurridas, debido a los bajos precios, hecho que afectó las inversiones e infraestructura, lo que en su criterio, podría incidir en los resultados de la próxima gestión.

Explicó que durante seis meses se registraron bajas significativas en los precios, que ocasionaron pérdidas de $us 6 millones, según estimaciones del sector, tomando en cuenta que en diciembre, los productores vendieron el kilo vivo entre Bs 10,50 y 11,50. Este sábado subió el kilo de 36 a Bs 38 en Santa Cruz y en La Paz en supermercados se cotizaba entre 40 a Bs 45.

IMPACTO

“Hemos estimado pérdidas de 6 millones de dólares en el 2017 por los precios. Eso afecta de manera absoluta al sector, que significa dejar de invertir en mejora productiva, en tecnología, infraestructura, sistemas de nutrición y manejo de animales”, dijo a radio Fides.

En cuanto a la producción, dijo que se logró un crecimiento de 20%, respecto a 2016, considerando que se llegó a producir 85.000 animales al mes, superior a 80.000 toneladas del año pasado. Anualmente se comercializan un millón de animales que significan alrededor de 60.000 toneladas de carne.

Según los productores, el descenso de precios se atribuye al incremento de producción clandestina y que llega a los centros de abasto por falta de controles.

CONTRABANDO

Otro factor perjudicial identificado por el sector, es el contrabando de productos cárnicos de Perú, Chile y Brasil, hecho que también ha sido denunciado por los productores antes las autoridades municipales y Servicio Nacional de Sanidad Agropecuaria e Inocuidad Alimentaria (SENASAG).

Bolivia importa, al menos, 500.000 kilogramos, entre grasa y carne industrial de cerdo desde Chile, lo que compite directamente con el rubro. Pidieron al Gobierno “eliminar” la norma que autoriza la importación desde el país vecino.

PESTE PORCINA

Los productores esperan que SENASAG implante el programa de erradicación de la peste porcina clásica para poder exportar 4.500 toneladas de excedentes en los próximos años, y de esa manera mejorar los precios internos.

En septiembre pasado, la Asociación de Porcicultores se declaró en emergencia por las declaraciones del ministro de Desarrollo Rural, César Cocarico, quién aseguró que “la importación de carne de cerdo de Perú no afectará a los productores porcinos del país”.

Santa Cruz produce alrededor de 57.000 toneladas de carne y se maneja un promedio de 47.000 vientres que están permanentemente en producen.

Urenda informó que se realizaron las denuncias del caso al SENASAG para ejerza un control en el contrabando de carne porcina pero, lamentablemente las instituciones públicas no procedieron con el requerimiento.


---------*---------
Scroll to Top