Tesoro recauda en vez de sancionar la deforestación

El Tesoro General del Estado recauda más de 235,6 millones de bolivianos por la regularización de los desmontes ilegales, desde la promulgación de la Ley 337 de Apoyo a la Producción de Alimentos y Restitución de Bosques con tres ampliaciones a los plazos de regularización.

Empero, lo que debía hacer el Estado es prohibir y sancionar la deforestación de la riqueza vegetal que tiene el país, tanto por ser fuente promotora del agua y protectora del medioambiente.

VIRTUAL ADMISIÓN

Aquella información está contenida, como un logro, en un documento del Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras, entregado a la Comisión de Medio Ambiente del Senado, para que se sancione una ley, para ampliar el plazo de regularización de áreas de desmonte “no autorizadas” hasta el 31 de diciembre de 2017.

Mediante la Ley 337, de Apoyo a la Producción de Alimentos y Restitución de Bosques de 2013, se estableció un régimen excepcional para el tratamiento de los predios con desmonte sin autorización entre el 12 de julio de 1996 y el 31 de diciembre de 2011, y se fijaron plazos para que se acojan al Programa de Producción de Alimentos y Restitución de Bosques.

AMPLIACIONES ATENTATORIAS

En 2014, mediante Ley 502, se modificó la Ley 337 para ampliar el plazo a un año para la inscripción a dicho Programa. La norma indica que se aplicará a los predios titulados por el INRA en proceso de saneamiento o sin sanear en los que existan desmontes, en situaciones específicas.

En 2015, mediante Ley 739, se volvió a ampliar el plazo a 18 meses para el registro al Programa, el que también extiende a cinco años su funcionamiento. La última modificación es la aprobada en el mes de abril de este año.  

El Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras establece como resultados de gestión entre 2013 y 2017 las recaudaciones económicas, producto de este permanente proceso de regularización de los desmontes no autorizados o ilegales, cuando lo apropiado sería que sancione los desmontes, bajo el argumento de que es una forma de atentar contra el medioambiente.

ÁREAS DEFORESTADAS

Los datos muestran que cada año las superficies de regularización crecen, pero no disminuyen. En 2013 se regularizó una superficie de 66.524 hectáreas (h); en 2014, 445.767 h; en 2015 logra un pico alto de 504.866 h; mientras que en 2016 se regularizan 240.585 h y en el primer trimestre de este año 123.957 h.

En estos cuatro años y el primer trimestre de 2017 se regularizó un total de 1.381.699 hectáreas de superficie de desmontes ilegales y se logró una recaudación de 235.580.866 bolivianos; en 2014 y en 2015 fueron las gestiones de mayor recaudación de recursos económicos por este efecto.

El Programa de Producción de Alimentos y Restitución de Bosques fue creado para “legalizar desmontes” realizados sin autorización entre julio de 1996 y diciembre de 2011, el objetivo sería restituir los bosques y producir alimentos. Para ello, tiene que empezarse por no autorizar el desmonte ni de una hectárea más y se esto se produjera debería sancionar por la razón anotada, que es fundamental para cuidar los medios de protección y el servicio que tienen que cumplir, que es evitar la contaminación.

EMPRESAS

De acuerdo con un informe de la Autoridad de Fiscalización y Control Social de Bosques y Tierra (ABT), en respuesta a una petición de informe escrito al senador Yerko Nuñez, la deforestación histórica hasta el 2011 alcanzó a 5.719.521 hectáreas de superficie deforestadas.

La superficie deforestada en el periodo 2012-2015 alcanzó un total de 762.776 h, en promedio al año se deforestó más de 190  mil h. Santa Cruz es el departamento con el alto índice más alto de deforestación de bosques, luego están Beni, La Paz, Cochabamba, Pando, Chuquisaca y Tarija.


---------*---------
Scroll to Top